Valencia Basket: Euroliga Crónica Virtus Bologna

Sin el capitán ‘Dubi’ por culpa de una gastroenteritis en la previa del partido, el Valencia BC no entúnto en ningún momento soluciones para dañar al duro bloque de Sergio Scariolo. After the defeat in Bologna, the Valencians fall out of the top 8 in the classification of the Euroleague. Los regresos a la pista de Jasiel Rivero y Sam Van Rossomtras varias jornadas lesionados, fueron la única nota positiva, aunque no le bastaron al equipo de Alex Mumbrú.

From the beginning, los Italianos dejaron claras sus intentions. Jordan Mickey golpeó el primero con un 2+1. Before the ecuador of the first quarter, the ex-jugador of Real Madrid ponía a los suyos with siete de vantagea desde la media distance (11-4, m. 4). Gracias a la agressividad de su defensa, el conjunto de Scariolo acabó dangerously distanced itself from the marker. A los ‘taronja’ se les apagó la luz. Una penetration de Josep Puertola excepción que confirmó la regla de un Valencia BC sin movilidad ni decisioni en attack, y un tiro libre de Chris Jonesfueron las únicas canastas en seis minutos.

Hasta el final de un primer cuarto nefasto, los de Mumbrú solo volverían a anotar mediante un tiro libre de Victor Claver. Meanwhile, la Virtus se aprovechó de la debilidad para romper el choque. Isaiah Cordinier se puso las botas con un triple, un 2+1 y un mate con el que remató el primer asalto (24-8, m. 10).

El Valencia BC continued to disconnect the duel during the good part of the second act. En sus cuatro primeros minutos, los valencianos una vieron la canasta con un triple de Xabi López-Arostegui (27-11, m. 13). The distance ascended to 24 points with Virtus destroying the visitor’s morale after several errors, precipitations and two actions Ismael Bako y Semi Ojeleye (35-11, m. 14).

Intento de resurrección de la mano de Pradilla y Van Rossom

Cuando peor estaba, el equipo de Mumbrú resucitó con las entradas en la pista de Jones y, sobre todo, Jaime Pradilla y Sam Van Rossom. Un launção exterior de James Webb III valió para recuperar el ánimo con un 0-7 de parcial para un grupo que había mejorado en el rebote thanks to Pradilla, que colocó a los suyos a 15 puntos (35- 20, m. 16). Jones answered Mickey con una jugada de gran talento en la esquina (38-23, m. 18). Van Rossom calmó la ideas en attack antes de marcharse al descanso tras una penetración excesivamente fácil de Ife Lundberg (42-25, m. 20).

Álex Mumbrú apostó por dar continuidad en el quinteto que inició la segunda mitad a sus hombres más actives: Jones, Van Rossom, López-Arostegui, Pradilla y Webb III. Sin embargo, la historia no empezó bien, lo hizo con otro 2+1 concedido en defensa por falta de Webb a Mam Jaiteh, que falló el addísional. The rebound, the only one that Valencia BC could dominate, gave López-Arostegui and Jones scoring options, but the rent increased to +24 after three consecutive triples by the Italians, one by Mickey and two by Ojeleye en la esquina (53-29, m. 25).

Jasiel Rivero logró sumar sus primeros tres puntos tras ‘bailar’ en la zone a Mickey, pero muy pronto Jaiteh lo contrarestó desde la pintura (55-32). En attack no hubo manera de abrir el grifo. Nadie se alíó con Jones. Klemen Prepelic continues negado. El francotirador esloveno se estrenó, pasada la mitad del tercer capítulo, con dos tiros libres para contestar a otro triple de Mickey. El primero del escolta del Valencia BC did not fall until his fifth attempt (61-37, m. 27). No era el día y el calvario prosiguió. Desde más allá del 6.75, Kyle Weems devolvió la máxima al videomarcador (66-40, m. 30). Una canasta de Jared Harper left a 24-point deficit in the last ten minutes (66-42).

El último cuarto, con todo decidido y sin vías por las que hacer daño a la Virtus, fue apenas un trámite. Harper dio descanso a Jones, mientras todo el equipo sufrió en un día para olvidar. A triple de Cordinier extended the advantage of the Italians to 30 points (82-52, m. 36). Precisely, the small base converted the sixth shot of three of the visitors en… ¡36 intentos! De la mano de Lundberg y Niccolo Mannion, let Virtus maintain +30 until the final (89-59, m. 40). Una pesadilla de principio a fin.

.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *